Mari cocinillas: Masa para pizza o pan

Después de mucho tiempo sin publicar receta hoy os traigo la de la masa para pizza o pan. Podeis usarla para ambas cosas ya que la base es la misma y solo cambia el formato final.

Es una receta ideal para hacer con niños porqué no tiene ningún peligro (solo que acabe todo perdido de masa y harina) pero se lo pasarán en grande!

No se si a vosotros os pasa, pero cuando comemos pizza fuera de casa los niños nunca encuentran la pizza perfecta. A una le sobra el pimiendo a otra le faltan aceitunas… y acaban con una margarita y cara de puerro (a menos que vayamos a un kebab que esa les pirra!).

La ventaja de hacerla en casa es que cada uno puede ponerle los ingredientes que le apetezcan y seguro que no quedan ni las migas.

Al lio! Os pongo cantidad para una pizza de tamaño bandeja de horno estándar (vamos, la que viene con el horno) y multiplicais por la cantidad de pizzas que querais hacer.2016-01-07_23.44.14

Necesitamos: 150 ml de agua templada, 1/2 cucharadita de sal, 2 cucharadas soperas de aceite de oliva, 15gr de levadura fresca (pódeis usar tipo royal pero ahí ya no se si la cantidad es la misma) y 350gr de harina (yo uso la 450).

La mezcla es muy fácil: Primero deshacemos la levadura en el agua, luego añadimos el aceite, la sal y más o menos la mitad de la harina. Se mezcla bien y quedará bastante pegajoso como en la imagen 2.

En este punto hay que dejar reposar la masa unos 25 minutos en el mismo cuenco donde la tenemos y tapada con un paño. Yo la meto en el horno y así evito que los niños la destapen y no suba.

Si vamos a usar la masa para pizza yo aprovecho para preparar mientras el “relleno” de la pizza, pero eso os lo cuento en la entrada de la pizza!

2016-01-07_23.50.15Pasado ese rato toca lo más divertido: amasar! Ponemos bastante harina (mucha) sobre la zona de trabajo y volcamos la masa. Dejamos a los niños hacer todo el trabajo de amasar durante unos 15 minutos. La masa irá cogiendo el resto de harina. No pondremos toda la que nos sobró de los 350gr del principio porqué no la aceptará toda.

Cuando deje de estar pegajosa y sea una bola consistente, la devolvemos al cuenco y la dejamos reposar como antes otros 30 minutos, si teneis tiempo y la quereis dejar más (o os pasa como a mi y se os olvida) kein Problem! [ningún problema!] subirá más.

Ya para acabar, le daremos el formato según para que la queramos usar. Si es para pizza, la extenderemos sobre papel de horno al que previamente le habremos echado un chorrito de aceite y un poco de harina para que nose pegue y pincharemos la masa con un tenedor para que no se hinche en el horno. Y si hacemos pan, le damos la forma que queramos: bolas achatadas para Bröchten [panecillos], churros alargados pars barritas… ¡Lo que se os ocurra! Nosotros hemos llegado a hacer letras y caracoles.

Os dejo los panecillos que hicieron los niños con un trocito de masa que sobró. Quedaron bien ricos!

2016-01-08_00.50.15

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *