Review: Silla de paseo ligera Maclaren Quest

Como probablemente te hayas dado cuenta, lo mío con los cochecitos no es normal, ¡tengo debilidad por los cochecitos y sillas de paseo! De pequeña, cada año para reyes pedía un carrito nuevo para las muñecas, era el regalo más esperado. Y ahora, no iba a ser menos, me apunto a todos los sorteos y páginas donde ofrecen la oportunidad de probar nuevos modelos y así es como llegó a mis manos una Maclaren Quest, a raíz de que me escogiesen para testearla y rellenar un informe (la review es cosa mía por si te puedo ayudar en tu elección).

Cabe decir, que yo ya tenía una Quest de hace años, concretamente de la edición de 2007 y aunque tenía mucha tralla y estaba ya feucha, iba perfecta.

Recibí el modelo de 2017 en color charcoal/primrose o lo que viene siendo gris y rosa tirando a coral. Por lo que, después de tres niños, cualquier cosa rosa me requeteencanta y me gustó mucho.

Maclaren Quest charcoal/primrose

Podría decirse que Maclaren es la marca líder en fabricación de sillas de paseo ligeras y concretamente el modelo Quest es la silla paraguas más vendida a nivel mundial. Este modelo ha sufrido cambios y mejoras a lo largo de los años. Sin ir más lejos, el modelo que yo recibí no tiene nada que ver con la que yo tenía y, es más, Maclaren acaba de lanzar un nuevo modelo de Quest que todavía es más distinta.

La silla de paseo Maclaren Quest podría considerarse una silla de alta gama, y por lo tanto es cara. Este modelo costaba cerca de 300€ (ese era el precio recomendado por la marca), pero ahora con el lanzamiento del nuevo modelo, puedes encontrarla por unos 190-215 euros. La principal característica que hace que sea el número uno en ventas, es su bajo peso y lo poco que ocupa plegada.

La silla sin capota pesa 5,6kg, aunque completa tampoco pesa mucho más por lo que es realmente muy ligera y se nota al uso.

Es una silla que reclina completamente y está homologada desde el nacimiento y hasta los 25kg. Con un recién nacido puede usarse tal cual o añadiendo el capazo de la marca. Si vas a usarla sin capazo, dispone de una redecilla que se extrae de debajo del reposapiés y hace la silla más acogedora. Aunque si el bebé nace en invierno, esa tela no es necesaria porqué usándola con un saco es suficiente. También se le puede colocar un capazo blando universal, aunque en este caso el bebé miraría hacía delante y con el de la marca queda mirando a los papás.

Reclinado Maclaren Quest

El plegado, como dije antes, es tipo paraguas y puede plegarse con una sola mano. Además incorpora una cinta para colgarla al hombro una vez plegada y la correa de seguridad para levar la silla sujeta a la muñeca. Esto último parece una tontería, pero el otro día tuve que bajar una cuesta muy empinada y, como iba con otra sillita, la eché en falta. Aporta un plus de seguridad y de tranquilidad. También tiene un asa lateral para trasladarla cómodamente.

Plegado Maclaren Quest

Detalles Maclaren Quest

En comparación con modelos anteriores, el asiento es más espacioso y el respaldo más alto. El reposapiés es largo y ajustable, por lo que garantiza un descanso óptimo. Los tejidos tienen protección solar UPF+50 y son resistentes al agua.

Reposapies Maclaren Quest

La silla cuenta con arnés de 5 puntos ajustable en tres alturas y han cambiado el sistema de ajuste, por lo que ya no tienes que desmontar la correa por completo para cambiar la altura o poner el saco de invierno o colchoneta. Además, el respaldo reclina con una sola mano, lo cual se agradece cuando has de dejar al bebé dormido y no tienes quien te ayude a reclinar la silla.

Arnés Maclaren Quest

Respaldo Maclaren Quest

Pero el cambio más significativo está en la capota. Este modelo incorpora una amplia capota que además dispone de cremallera para hacerla extensible y visera para cuando el sol está de frente. La capota de los modelos anteriores, estaba prácticamente de adorno, porqué no cubría nada.

Capota Maclaren Quest

La cesta es como la de la mayoría de sillas de paseo de este estilo, un poco justa si somos de llevar muchas cosas pero suficiente para el plástico de lluvia (incluído) y los menesteres básicos del bebé. En la parte trasera, en el faldón de la capota, tiene un bolsillo que cierra con velcro en el que podemos guardar perfectamente los pañales y toallitas y una ventanita para poder ver al bebé.

Cesta Maclaren Quest

Maclaren Quest

Ventanita Maclaren Quest

La maniobralidad de la sillita es excelente. Los 12,7cm de diámetro de las ruedas y la amortiguación en todas las ruedas, hacen que el manejo sea muy suave. Además las cuatro ruedas pueden extraerse con facilidad por si necesitamos que el plegado sea todavía más reducido. El manillar es ergonómico y está cubierto de espuma acolchada. La silla de paseo cuenta con freno en las dos ruedas traseras.

Manillar Maclaren Quest

Freno Maclaren Quest

La silla mide 104 cm de alto x 48 de ancho x 82 de profundidad abierta y 104 x 25 x 27 cm plegada. Es un poco más alta que el modelo anterior y es algo que no me ha gustado porqué yo mido 1,58 cm y los brazos me quedan muy altos, por lo que el modelo anterior me resultaba más cómodo de llevar.

Ya para finalizar y a modo de valoración personal, es una silla de paseo que está muy bien en todos los aspectos pero no encuentro justificados los 300 euros del precio. En el mercado hay muchas sillas con características similares (incluso superiores) mucho más económicas. Quizá ahora que ha bajado de precio si la contemplaría como una opción, pero no con el precio anterior.

Para hacerla más confortable, conviene añadirle una colchoneta porqué está poco acolchada y si la vas a usar con un bebé pequeño tendrías que valorar ponerle un reductor, porqué mi niña con casi un año, todavía se va de lado (menos en invierno que con el saco queda bien sujeta). También echo en falta que no tiene barrerita delantera y a la mayoría de bebés les gusta sujetarse en ella o apoyar los pies.

Otra pega es que al mínimo peso que cuelgues del manillar, la silla vuelca hacía atrás, por lo que debes acordarte de quitar el bolso antes de bajar al bebé. Aunque para evitarlo puedes acoplarle un caballete Ponny, del cual te hablé en este post. 

Bebé de 11 meses en Maclaren Quest

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *